Capacidad de conducción procesal

La capacidad de conducción procesal es la cualidad jurídica, otorgada por una norma material, que ha de concurrir en quien pretenda demandar o ser demandado en un proceso determinado a fin de que pueda válidamente asumir el estatus de parte formal.