Cómo maximizar beneficios en una empresa competitiva

Considera a Jennifer y Jason, que son los propietarios de una granja de tomates ecológicos. Supongamos que el precio de mercado de los tomates ecológicos es 18$ por caja y que Jennifer y Jason son precio-aceptantes (pueden vender todo lo que quieran a ese precio). Podemos utilizar los datos de la siguiente tabla para calcular directamente el nivel de producción que maximiza sus beneficios.

Cantidad de tomates Q (cajas)

Ingreso total IT ($)

Coste total CT ($)

Beneficio IT – CT ($)

0

0

14

-14

1

18

30

-12

2

36

36

0

3

54

44

10

4

72

56

16

5

90

72

18

6

108

92

16

7

126

116

10

 

La primera columna muestra la cantidad de output medida en cajas, y la segunda muestra el ingreso tal que Jennifer y Jason obtienen por la venta de su producción: el valor de mercado de su output. El ingreso total, IT, es igual al precio de mercado multiplicado por la producción.

 

En este ejemplo, el ingreso total es igual a 18$ por caja multiplicado por la cantidad de cajas de tomates vendidas.

La tercera columna de la tabla muestra el coste total de Jennifer y Jason. La cuarta columna muestra su beneficio, igual al ingreso total menos el coste total:

 

El beneficio se maximiza con una producción de 5 cajas de tomates, donde el beneficio es 18$.

2.1.Utilización del análisis marginal para elegir la cantidad de producción que maximizadora del beneficio

Coste marginal: el coste adicional en el que se incurre por producir una unidad adicional de un bien o servicio. La ganancia marginal es la ganancia adicional obtenida por producir una unidad más de un bien o servicio. El principio del análisis marginal dice que la cantidad óptima de una actividad es aquella en la que se igualan el ingreso marginal y el coste marginal.

Para aplicar este principio, consideremos el efecto que tiene sobre el beneficio de un productor aumentar la cantidad de output en una unidad. La ganancia marginal de esa unidad es el ingreso adicional generado por su venta, y tiene un nombre: ingreso marginal. La fórmula es la siguiente:

 

Según la regla de la producción óptima del productor: se maximiza el beneficio produciendo la cantidad para la que el ingreso marginal de la última unidad producida es igual a su coste marginal. Es decir, para la cantidad óptima del producto. Img = Cmg.

La regla de la producción óptima de una empresa precio-aceptante que establece que el beneficio de una empresa precio-aceptante es máximo cuando produce la cantidad de output para la que el precio de mercado es igual al coste marginal de la última unidad producida. Es decir, P = CMg en la cantidad óptima de output de una empresa precio-aceptante. De hecho, la regla de producción óptima de una empresa precio-aceptante es simplemente una aplicación de la regla de producción óptima al caso particular de una empresa precio-aceptante.

Una empresa precio-aceptante no puede influir con sus acciones en el precio de mercado. Siempre toma el precio de mercado como dado, ya que no puede hacerlo bajar vendiendo más, ni hacerlo subir vendiendo menos. Por tanto, para una empresa precio-aceptante el ingreso adicional generado al producir una unidad adicional es siempre igual al precio de mercado.

Observa que siempre que una empresa es precio-aceptante, su curva de ingreso marginal es una recta horizontal trazada a la altura del precio de mercado: la empresa puede vender todo lo que quiera al precio de mercado. Independientemente de si vende mas o menos, el precio de mercado no se ve afectado. En efecto la empresa individual se enfrenta a una curva de demanda horizontal, perfectamente elástica, de su producto, una curva de demanda individual de su output que equivale a su curva de ingreso marginal.

2.2.¿Cuándo es rentable la producción?

La decisión de una empresa de permanecer o no en una actividad depende de su beneficio económico. Dicho de otra forma: en el cálculo del beneficio económico, el coste total de una empresa incorpora los costes explícitos y los costes implícitos. Un coste explícito no implica un desembolso de dinero; se mide por el valor monetario de la ganancia a la que se renuncia.

Por el contrario el beneficio contable es el beneficio que se calcula teniendo en cuenta solo los costes explícitos en los que incurren la empresa. Es el ingreso de la empresa menos los costes explícitos y la depreciación. Esto significa que el beneficio económico tiene en cuenta el coste de oportunidad de los recursos que son propiedad de la empresa y que se han utilizado en la producción del output, mientras que el beneficio contable no los tiene en cuenta.

Una empresa puede tener un beneficio contable positivo y tener un beneficio económico nulo o negativo. Es importante que quede claro que la decisión de la empresa de producir o no, de permanecer activa o cerrada para siempre, debería basarse en el beneficio económico, no en el beneficio contable.

Recordemos que el beneficio es igual al ingreso total menos el coste total. Esto significa que:

  • Si la empresa produce una cantidad en la que IT > CT la empresa obtiene beneficios.
  • Si la empresa produce una cantidad con la que IT = CT, la empresa tiene un beneficio nulo.
  • Si la empresa produce una cantidad con la que IT < CT, la empresa incurre en pérdidas.

También podemos expresar esta idea mediante los valores del ingreso y del coste por unidad el producto. Si dividimos el beneficio entre el número de unidades producidas, Q, obtenemos la siguiente expresión del beneficio por unidad de output:

 

IT/Q es el ingreso medio, que es el precio de mercado. CT/Q es el coste medio. Por tanto, una empresa tiene beneficios si el precio de mercado de su producción es mayor que el coste total medio de la cantidad que la empresa produce; una empresa pierde dinero si el precio de mercado es menor que el coste total medio de la cantidad que la empresa produce.

  • Si la empresa produce una cantidad en la que P > CTMe, la empresa tiene beneficios.
  • Si la empresa produce una cantidad en la que P = CTMe, la empresa tiene un beneficio nulo.
  • Si la empresa produce una cantidad en la que P < CTMe, la empresa incurre en pérdidas.

El mínimo del coste total medio de una empresa precio-aceptante se denomina precio de beneficio nulo, porque con ese precio el beneficio de la empresa es cero.

Por tanto, la regla para determinar si la producción de un bien genera o no beneficios, depende de la comparación entre el precio de mercado del bien y el precio de beneficio nulo, su coste total medio mínimo:

  • Siempre que el precio de mercado sea mayor que el mínimo del coste total medio, la empresa tiene beneficios.
  • Siempre que el precio de mercado sea igual al mínimo del coste total medio, la empresa tiene un beneficio nulo.
  • Siempre que el precio de mercado sea menor que el precio mínimo del coste total medio, la empresa tiene pérdidas.

2.3.La decisión de producción a corto plazo

Si una empresa no tiene beneficios porque el precio de mercado es menor que el mínimo de su coste total medio, no debería producir ningún output. En el corto plazo, sin embargo, esta conclusión no es correcta. A corto plazo algunas veces la empresa debería producir aunque el precio sea menor que el mínimo del coste total medio. La razón es que el coste total incluye el coste fijo, un coste que no depende de la cantidad de output producido y que solo se puede cambiar en el largo plazo. En el corto plazo debe pagarse siempre, con independencia de que la empresa produzca o no. Si Jenifer y Jason han alquilado un tractor para todo el año, tendrán que pagar ese alquiler tanto si producen como si no producen tomates. Como no se puede modificar a corto plazo, el coste fijo es irrelevante a la hora de tomar decisiones de producir o de cerrar en el corto plazo.

Los costes variables se pueden ahorrar si no se produce; por tanto, deben ser tenidos en cuenta para determinar si se produce o no a corto plazo.

Análisis de la decisión de producción óptima a corto plazo:

  • Cuando el precio del mercado es menor que el mínimo del coste variable medio.
  • Cuando el precio del mercado es mayor o igual que el mínimo del coste variable medio.

Cuando el precio de mercado es menor que el mínimo del coste variable medio, el precio que la empresa recibe por unidad de producto no cubre su coste variable unitario. En esta situación una empresa debería dejar de producir inmediatamente. ¿Porqué? Porque no hay ningún nivel de producción en el que el ingreso total de la empresa cubra sus costes variables, los costes que puede evitar no produciendo. En este caso la empresa maximiza sus beneficios no produciendo nada, minimizando sus pérdidas, en realidad. Aún incurrirá en un coste fijo a corto plazo, pero al menos no incurrirá en ningún coste variable. Esto significa que el mínimo del coste variable es igual al precio de cierre, el precio al que la empresa deja de producir a corto plazo.

Sin embargo, cuando el precio es mayor que el coste variable medio, la empresa debería producir a corto plazo. En este caso la empresa maximiza sus beneficios, o minimiza sus pérdidas, eligiendo la cantidad de output en que su coste marginal es igual al precio de mercado.

Pero ¿qué pasa si el precio de mercado está comprendido entre el precio de cierre y el precio de beneficio nulo, es decir, entre el mínimo del coste variable medio y el mínimo del coste total medio? Si una empresa en esta situación cierra, no incurriría en ningún coste variable, pero incurriría en la totalidad de su coste fijo. Como consecuencia, cerrar genera una pérdida aún mayor que continuar produciendo.

Esto significa que, siempre que el precio esté comprendido entre el mínimo del coste total medio y el mínimo del coste variable medio, la empresa está mejor produciendo alguna cantidad del bien a corto plazo. La razón es que produciendo puede cubrir su coste variable por unidad de producto y, al menos, una parte de su coste fijo, incluso aunque tenga pérdidas. En este caso la empresa maximiza su beneficio, es decir, minimiza su pérdida, produciendo la cantidad de output en la que su coste marginal es igual al precio de mercado.

Señalemos que la decisión de producir cuando la empresa está cubriendo sus costes variables pero no todo su coste fijo es similar a la decisión de ignorar los costes variables pero no todo su coste fijo es similar a la decisión de ignorar los costes irrecuperables. Un coste irrecuperable es un coste en el que ya se ha incurrido y no se puede recuperar; y como no se puede cambiar, no debe tener influencia en ninguna decisión actual. En la decisión de producción a corto plazo el coste fijo es, en efecto, semejante a un coste irrecuperable, ya ha sido gastado y no puede recuperarse a corto plazo.

¿Y que ocurre si el precio de mercado es exactamente igual al precio de cierre, al mínimo del coste variable medio? En ese caso, la empresa es indiferente entre producir 3 unidades o producir 0 unidades.

Con precios de mercado iguales o mayores que el precio de cierre, la curva de oferta de la empresa a corto plazo se corresponde con su curva de coste marginal. Pero en cualquier caso de mercado menor que el mínimo del coste variable medio, la empresa cierra y el output cae a cero en el corto plazo.

2.4.Cambiar el coste fijo

Aunque el coste fijo no se puede alterar a corto plazo las empresas pueden adquirir o retirar maquinaria, edificios, etc.

A largo plazo un productor siempre puede eliminar su coste fijo vendiendo su fábrica y su equipo productivo. Por el contrario, un productor potencial puede asumir un cierto nivel de coste fijo adquiriendo maquinaria y otros recursos que le sitúen en una posición de producir, puede entrar en la industria.

2.5.Resumen: condiciones de maximización de beneficios y de producción de una empresa competitiva

Hemos visto de dónde surge la curva de oferta de una empresa perfectamente competitiva o precio-aceptante. Todas las empresas competitivas toman sus decisiones de producción maximizando sus beneficios, y esas decisiones determinan la curva de oferta. La siguiente tabla resume las condiciones de maximización de beneficios y de producción de una empresa competitiva. También las relaciones con la entrada y la salida de la industria.

Condiciones de maximización de beneficios (CTMe mínimo = precio de beneficio nulo)

Resultado

P > CTMe mínimo

Empresa con beneficios. Entrada en la industria a largo plazo.

P = CTMe mínimo

Empresa con beneficio nulo. Ni entrada ni salida de la industria a largo plazo

P < CTMe mínimo

Empresa con pérdidas. Salida de la industria a largo plazo.

Condiciones para producir (CVMe mínimo = precio de cierre)

Resultado

P > CVMe mínimo

La empresa produce a corto plazo. Si P < CTMe, la empresa cubre el coste variable y una parte, pero no todo, del coste fijo. Si P > CTMe, la empresa cubre el coste fijo y el coste variable.

P = CVMe mínimo

La empresa es indiferente entre producir a corto plazo o no producir. Cubre exactamente el coste variable.

P < minimum CVMe

La empresa cierra a corto plazo. No cubre el coste variable