Causas de la crisis constitucional de 1868

Causas:

  1. La reina había perdido el respeto y la estima.
  2. La clase política estaba desprestigiada.
  3. El sufragio estaba falseado.
  4. La vida parlamentaria en vía muerta.
  5. Se oponían al régimen isabelino: los carlistas, el partido demócrata y el partido progresista.

Se produjo la alianza de demócratas y progresistas. Los gobiernos sucesivos de Narváez, O'Donnell y González Brabo no sabían reaccionar ante los acontecimientos sino con un recrudecimiento de la represión. Al final todo culminó con la revolución de septiembre de 1868, en el tercer intento de levantamiento de Prim que se inició en Cádiz y se extendió por Andalucía, Levante y Cataluña, con tres únicos objetivos:

  • Lograr el respeto de los derechos de los ciudadanos.
  • El reconocimiento de la soberanía nacional y del sufragio universal.
  • La decisión de las Cortes Constituyentes elegidas con tal sufragio sobre el futuro del país.