Instituciones de cooperación económica en Asia

El Banco Asiático de Desarrollo (BAsD)

El Convenio constitutivo fue aprobado por una Conferencia de Plenipotenciarios de los países interesados reunidos en Manila en 1966. Son parte en el Convenio 48 Estados y territorios de Asia y el Pacífico y 19 Estados de fuera de la región.

Los fines del Banco son los de promover y contribuir al desarrollo económico de la región y de los Estados miembros en vías de desarrollo, así como promover la inversión de capitales públicos y privados para el desarrollo y otorgar asistencia técnica para la preparación, financiamiento y ejercicio de proyectos y programas de desarrollo.

Por lo que a su estructura orgánica se refiere, encontramos la Junta de Gobernadores; la Junta de Directores; un Presidente. Además hay tres Vicepresidentes. Está prevista la posibilidad de crear órganos subsidiarios. El Banco administra tres Fondos.

En Abril de 2008 el BAsD adoptó una estrategia a largo plazo en la que se propone luchar contra la pobreza en Asia y el Pacífico y ayudar a sus países miembros en vías de desarrollo para mejorar sus condiciones de vida y la calidad de vida; En este sentido la Estrategia BAsD se apoya en tres agendas complementarias de desarrollo dedicadas al crecimiento económico inclusivo, el crecimiento medioambiental sostenible y a la integración regional.

La Organización de Cooperación Económica (ECO)

Compuesta por Turquía, Irán, y Pakistán establecida por el Tratado de Izmir en 1977, que supuso una sucesión a la organización de Cooperación Regional para el Desarrollo que desde 1964 desplegaba sus actividades en dicha zona.

En cuanto a sus fines, esta organización persigue, en su estado actual, ambiciosos objetivos económicos, técnicos y culturales. La dimensión económica tiene una creciente importancia y comprende medidas comerciales, una cooperación industrial mediante empresas conjuntas, la promoción del turismo y el establecimiento del Banco ECO. Esta Organización tiene también funciones en materia de transportes y comunicaciones, educación e información. En desarrollo de estos objetivos se han adoptado diferentes planes de acción generales que determinan los sectores prioritarios y las metas a alcanzar para el año 2000 y en adelante.

Su estructura orgánica está bastante elaborada pues cuenta con un Consejo, que constituye el principal órgano; un Consejo de Planificación Regional integrado por los jefes de las organizaciones de planificación de los Estados miembros; Comités Técnicos que examinan y desarrollan proyectos y programas en diferentes campos; una Secretaría y organismos especializados.

La Asociación de Cooperación Regional de Asia del Sur (ASACR o SAARC)

Nacida a propuesta del Presidente de Bangladesh en 1980, siendo sus miembros originarios Bangladesh, Bután, India, Maldivas, Nepal, Pakistán, y Sri Lanka, para tratar de responder a las enormes dificultades económicas sociales resentidas en esta área del planeta, una de las más pobladas, pobres y conflictivas del mismo.

La Carta y la Declaración de Dacca se adoptaron en 1985 y de dichos textos podemos extraer los fines y principios que rigen su acción dirigida a promover el bienestar de los pueblos de Asia del Sur y mejorar su calidad de vida. Para ello se establece un programa integrado de acción en las esferas de la agricultura, desarrollo rural, meteorología, telecomunicaciones, cooperación científica y tecnológica, sanidad y población, transporte, deporte, arte y cultura, tráfico y abuso de estupefacientes, y terrorismo internacional. La cooperación regional no sustituye la cooperación multilateral, sino que la completa. Para la realización de tales fines ha puesto en marcha un Programa Integrado de Acción.

La estructura institucional de la Organización está compuesta por:

  1. una Conferencia anual de Jefes de Estado y de Gobierno;
  2. un Consejo de Ministros de Asuntos Exteriores, que formula las políticas y toma decisiones en nuevas áreas de cooperación;
  3. unos Comités técnicos destinados a supervisar los programas de cooperación;
  4. una Secretaría General siendo sus actividades de naturaleza puramente administrativas.

El funcionamiento de esta Organización se ve lastrado por los conflictos existentes entre sus miembros enfrentados por reivindicaciones territoriales y cuestiones religiosas.