Oferta, demanda y comercio internacional

Los modelos sencillos de la ventaja comparativa son útiles para entender las causas fundamentales del comercio internacional. Sin embargo, para analizar los efectos del comercio internacional a un nivel más detallado y para comprender la política comercial, resulta de gran ayuda recuperar el modelo de la oferta y la demanda.

2.1.Los efectos de las importaciones

La curva de demanda interna de un bien muestra cómo la cantidad de un bien demandada por los residentes en un país depende del precio de ese bien. Por tanto, la curva de demanda interna refleja solo la demanda de los habitantes de un determinado país. De igual modo, la curva de oferta interna muestra cómo la cantidad de un bien ofrecida por los productores residentes en un determinado país depende del precio de ese bien.

Supongamos que ese país se abre a las importaciones, y que desde el extranjero se puede comprar una cantidad ilimitada de determinado artículo a un precio fijo, llamado precio internacional. Si el precio internacional es más bajo que el interior se importará ese artículo hasta que el precio interior se iguale al precio internacional.

En cuanto a los efectos de las importaciones sobre el excedente del consumidor y sobre el excedente del productor, como las importaciones provocan que caiga su precio interior, el excedente del consumidor aumenta y el excedente del productor disminuye.

Como consecuencia del comercio, los consumidores ganan y los productores pierden, pero la ganancia de los consumidores es mayor que la pérdida de los productores.

Este es un resultado importante. Demuestra que abrir un mercado a las importaciones genera un aumento neto del excedente total, que es lo que deberíamos haber esperado, dada la proposición de que existen ganancias derivadas del comercio internacional.

2.2.Los efectos de las exportaciones

El mayor precio internacional de un determinado artículo hace que para los exportadores resulte rentable comprar el bien en su país y venderlos fuera. Estas compras provocan que el precio interior suba hasta igualar el precio internacional.

Lo mismo que las importaciones, las exportaciones hacen que aumente el excedente total del país exportador, aunque también crean perdedores y ganadores.

Así pues, las importaciones de un bien perjudican a los productores nacionales de ese bien, pero favorecen a los consumidores nacionales, mientras que las exportaciones de un bien concreto perjudican a los consumidores nacionales del bien, pero favorecen a los productores nacionales. En los dos casos las ganancias son mayores que las pérdidas.

2.3.El comercio internacional y los salarios

Los efectos del comercio no se limitan solo a las industrias que exportan o que compiten con las importaciones, porque los factores de producción a menudo pueden trasladarse de unas industrias a otras.

El salario de los contables es el precio de un factor, el precio que los empleadores tienen que pagar por los servicios de un factor de producción.

Los precios de los factores de producción, lo mismo que los precios de los bienes y servicios, están determinados por la oferta y la demanda. Si el comercio internacional aumenta la demanda de un factor de producción, el precio de ese factor subirá; si el comercio internacional reduce la demanda de un factor, su precio bajará.

Pensemos en que en un país hay dos tipos de industrias: industrias exportadoras, que producen bienes que se venden en el extranjero, y una disminución de la producción en las industrias competidoras con las importaciones, que producen bienes y servicios que también se importan de otros países. Indirectamente, esto aumenta la demanda de los factores productivos utilizados por las industrias exportadoras y disminuye la demanda de los factores productivos utilizados por las industrias que compiten con las importaciones.

Además, el modelo de Heckscher-Ohlin dice que un país tiende a exportar bienes que son intensivos en los factores productivos de los que dispone en abundancia, y a importar bienes que son intensivos en los factores que son escasos. Por tanto, el comercio internacional tiende a incrementar la demanda de los factores abundantes en nuestro país en comparación con otros países, y a disminuir la demanda de los factores escasos en nuestro país en comparación con otros países. Como consecuencia, los precios de los factores abundantes tienden a subir y los precios de los factores escasos tienden a bajar. En otras palabras, el comercio internacional tiende a redistribuir la renta hacia los factores abundantes en un país y a retirarla de los factores menos abundantes.